Papaya

Un pub fresco y cañero. Ubicado en el Realejo, un local en el que las paredes hablan con grandes pinturas inspiradas en las frondosidades de la selva. La barra
Una lámpara brutal de rejas dorada cosida con cuerdas de colores preside las escaleras, mientras una pared roja nos conduce por el techo hasta los baños. Allí, una gran pila central nos invita a compartir y disfrutar de objetos especiales como la lámpara de lupas, una gran tubería vista o las puertas old school.